Región

Prisión preventiva para pareja acusada de esclavizar y violar a joven de 19 años

  • image1

Rocío Cori Q. pretendía tener una mejor calidad de vida. Llegó desde Bolivia a la Argentina con la promesa de un sueldo de 350 dólares al mes. Consiguió trabajo en el norte de Santa Fe, en Vera. Ahora sus empleadores, una pareja también boliviana que tiene un local de venta ropa, enfrentan la acusación de haberla reducido a la servidumbre. En el marco de una audiencia imputativa celebrada este jueves, el juez de Garantías de Vera Gustavo Gon resolvió, a pedido de Fiscalía, prisión domiciliaria para la mujer, Edith C. A., de 24 años, y 80 días de preventiva para el hombre, Eric C. A, de 25. Éste último sumó una acusación por abuso sexual contra Rocío.

Pedido de ayuda desesperado

Martín Gauna Chapero, el fiscal a cargo de la investigación, indicó: “El viernes 29 de septiembre una docente de Vera se comunicó con la Agencia de Investigaciones de Violencia de Género Sexual y Familiar. Informó que fue a un local comercial de indumentaria ubicado en calle San Martin y 9 de Julio de la ciudad de Vera, y una joven de origen boliviano le pidió ayuda desesperadamente porque estaba siendo explotada”.

A raíz de la denuncia, Gauna Chapero ordenó allanamientos en dos locales de venta de ropa que pertenecen a los imputados. “El sábado 30 de septiembre, personal de la Agencia de Trata entrevistó a la pareja boliviana, quienes alegaron que sólo tenían un empleado argentino. Ante la insistencia del personal policial, reconocieron que tenían una empleada, pero que era una familiar que había estado de visita, y que la noche anterior se había ido a Buenos Aires en colectivo”, relató el fiscal.
El fiscal ordenó que se investigue si la víctima había viajado de Vera a Buenos Aires en alguna de las empresas que prestan ese servicio. “El peritaje arrojó resultados negativos y fue motivo de un nuevo allanamiento en el departamento en el que viven los imputados, donde encontraron a la víctima”, consignaron voceros de Fiscalía. En tal sentido, detalló que “en los tres allanamientos realizados se recolectó información documental y una gran cantidad de dinero en pesos; dólares; reales; pesos chilenos; y guaraníes.

Abuso sexual

“Cuando pudimos localizar a la víctima, ella denunció que había ingresado al país con la promesa de trabajar por la suma de 350 dólares al mes, y que sus jefes iban a retener sus documentos para a realizar los trámites migratorios”, precisó Gauna Chapero. No obstante, el fiscal aclaró: “Esto nunca sucedió, y una vez radicada en la ciudad tuvo que cumplir con una jornada laboral de 13 horas diarias. Además, era obligada a cuidar a los hijos de los imputados, a cocinar y a limpiar, y nunca recibió el dinero prometido”.
Gauna Chapero agregó que “la joven también declaró que el domingo 24 de septiembre, Eric C. la subió a un vehículo y abuso sexualmente de ella. De hecho, luego de ser examinada por el médico policial, fue derivada al hospital de Vera, donde estuvo internada hasta el 2 de octubre”.
El fiscal concluyó que “se le dio intervención a la secretaría de Derechos Humanos y al área de Políticas de Genero de la provincia para que se encarguen del resguardo de la joven y la trasladen a su país de origen. Mientras tanto –concluyó Gauna Chapero– la víctima está en un refugio de Cáritas en Vera”.

El juez Gon dispuso 90 días de prisión preventiva domiciliaria para la mujer (con salidas para trabajar y llevar a su hija a la escuela), y 80 días de prisión preventiva efectiva para el hombre, a pesar de que el fiscal había solicitado 90 días para ambos.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente