Política

Vassalli: audiencia clave en medio de denuncias por flexibilizacion laboral

  • image1
    Cosecharás conflicto. Si la reunión en la cartera de Trabajo fracasa, el gremio adelantó “acciones directas”, como el corte de la ruta 33.

¿La tercera será la vencida? Luego de dos intentos de reunión infructuosos, la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) buscará reunirse con la gerencia de la empresa productora de cosechadoras Vassalli, de Firmat, por el conflicto que mantienen con la empresa los operarios, que denuncian arbitrariedades, maltrato y la violación del convenio colectivo de trabajo. El mes pasado la firma pagó fuera de término y con cheques que rebotaron. Los trabajadores lanzaron un paro, que desató 14 suspensiones, que se sumó a un conflicto por un cambio “injustificado” en los horarios de la jornada laboral.

La audiencia conciliatoria será este viernes, a las 11, en el la sede del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social de Rosario, en Ovidio Lagos y San Lorenzo. Si fracasa, el gremio adelantó “acciones directas”, como el corte de la ruta 33.

Hace dos meses, Vassalli firmó con la UOM un procedimiento preventivo de crisis por el que se comprometía a no despedir a trabajadores –según dijeron desde el gremio había 200 puestos de trabajo en riesgo– y a respetar el convenio colectivo. El acta no se materializó. A los pocos días la empresa alteró el horario de entrada y salida de los operarios, medida que no fue justificada y que generó malestar en el personal. El problema –según sostienen trabajadores y la UOM– es que con el nuevo horario los empleados no pueden “changuear” al salir de la fábrica.

“Antes, cuando hacíamos horario corrido, podíamos hacer otro trabajos afuera, y eso nos permitía aguantar los sueldo unos días más. Ahora estamos atados al sueldo y si se atrasan unos días nos matan”, dijo un trabajador de la planta al portal local El Firmatense.

“No dejan que los compañeros se puedan defender afuera, les cortan esa posibilidad. La situación está complicada. Es persecución”, se quejó Romero, secretario general de UOM seccional Firmat, quien graficó: “Ahora los trabajadores salen a las 17. Muchos salían a cortar el pasto, a rebuscarse, y ahora están al horno. Es una cuestión de humanismo”.

Por su parte, la UOM denuncia un manejo despótico de la empresa que incluye un “gran hermano”, con cámaras en cada rincón, el incumplimiento de leyes sociales y el no respeto al pago de horas extras.

Para Romero, el conflicto esconde una maniobra que buscar desgastar el personal y propiciar una ola de retiros voluntarios. “Quieren reestructurar, en línea con el gobierno nacional que está haciendo un desastre con la industria. Es una flexibilización laboral en puerta”, advirtió Romero.

Vassalli faltó dos veces a la cita en el Ministerio de Trabajo. La semana pasada pegó el faltazo en la sede de Venado Tuerto, y de nuevo brilló por su ausencia el martes pasado en la sede rosarina. “Que los vaya a buscar la fuerza pública”, dijo Romero, en caso de que no alguno de tres gerentes de Vasalli no dé el presente.

“Nosotros queremos acompañar como ya demostramos, queremos que la empresa ande bien, pero hay que respetar el convenio colectivo de trabajo. No avalaremos el manoseo de los trabajadores”, cerró Romero.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente